Taller de regalitos de navidad reciclando cristal y madera

img_20161104_170711

Para los amantes de la creatividad y el reciclaje, estamos preparando un taller en el que realizaremos un adorno navideño con tarros usados de cristal y también un regalo especial para Navidad o Reyes con maderas y pintura Chalk Paint, siempre inspirándonos en el mundo del reciclaje.

Te enseñaremos cómo hacerlos y tú sólo tienes que poner tu imaginación.  Para ello sólo
hay que traer de casa un tarro vacío, de mermelada, de tomate o de lo que tú quieras y mucha ilusión y ganas de hacer un regalo especial y personalizado en estas fiestas. Nosotros pondremos las maderas y todo el material necesario.

img_20161104_170330curso-de-iniciacion-a-la-chalk-paint

El día señalado será el 3 de diciembre en dos turnos, según demanda. Los que puedan apuntarse por la mañana, comenzaremos a las 10:00h hasta las 13:00h y a quienes les venga mejor por la tarde, nos reuniremos de 16:00 a 19 horas.

El taller sale 15 euros por persona y sólo hay que traer de casa ese tarro de cristal que ibas a reciclar.

Maderas, vinilos, tijeras, pinceles, pinturas y adornos correrán de nuestra cuenta para comenzar una Navidad diferente, original y reciclando, que es gerundio. Para eso no hay límite de edad, así que si quieres venir con una amiga, con tu madre, con tu hija…. el taller será aún más enriquecedor y divertido.

Para contactar con nosotros puedes hacerlo a través de este blog, facebook y de los correos:

vinilosinmacporras@gmail.com

inmacporras@gmail.com

¡¡Qué ganas tenemos ya y os esperamos a todos!!

Anuncios

El espíritu más ‘friens’ que nunca, vivido desde dentro

img_20161108_122112

Bueno, después de semanas de preparativos, cuatro días de evento y volver a poner todo en su sitio, quiero contar la experiencia del auténtico espíritu ‘friends’ que he vivido desde dentro, en esta edición de la Gran Canaria Fashion&Friends.

Ya el primer día de montaje, antes de que el edificio Miller abriera sus puertas al público, todo eran cajas, herramientas, maderas y mucho trabajo para que todo estuviera a punto para el gran día. Desde ese momento, ya comenzó una convivencia y un buen rollo que descubrí como novata y se me metió en las venas.

Los más veteranos, dándote buenos consejos. Los nuevos, como yo, compartiendo el entusiasmo de la primera vez y todos concentrados pero echándonos una mano. Era el comienzo de una convivencia que me hizo disfrutar como una enana durante los siguientes días.

De la mañana a la noche, la gran afluencia de público, disparaba la adrenalina y parecía que las horas pasaban muy rápido y el cansancio pasaba menos. Aunque también había tiempo para un respiro. Los buenísimos cafés de la terraza, que despertaban a un muerto. Que si ahora voy yo, que si tráeme uno a mí, que no puedo dejar el stand solo…. ¡¡A mi hasta se me quitaba el dolor de pies bailando!!!

En otros momentos, aprovechábamos para comer algo y compartir lo que habíamos traído o teníamos la suerte de comer una de las riquísimas hamburguesas de La Allendeta y sus limonadas. ¡¡Ñam!!

Algunos sacaban tiempo, incluso, para retocar sus productos, reponer mercancía o hacerla allí mismo. Desde una escalera preparaba más pico-picos con una vista genial de toooda la sala.

Los chicos y chicas de la organización, que estaban todo el rato pendientes de nosotros, nos ayudaron mucho y, en más de una ocasión, hasta nos sacaron una sonrisa para seguir adelante. Y que decir de las chicas del batallón de limpieza, todo amabilidad y siempre con alegría. ¡¡¡Las chicas más guapas de todo el evento!!!

En nuestro rinconcito, cerca de la ludoteca, hicimos piña y hasta compartimos sillas para turnarnos según el grado de dolor de pies. “Oye ¿tienes un destornillador?, oye ¿y tú un poco de adhesivo de doble cara?, mira que me toca pasarela ¿puedes vigilar mi stand este ratito?”. Colaboración, muchas risas, a mí que me dio por bailar… y todo eso sin descuidar nuestro puesto y disfrutar de contarle a la gente lo que vendíamos y cómo lo hacíamos.

img_20161108_164123All-focus

Poco tiempo había para ver los puestos de otros compañeros que estaban situados más lejos, pero yo, gracias a mi compañera Begoña, que aguantó como una campeona, pude hacerlo, conocer a muchos expositores, incluso algunos que ya conocía por las redes y hacerles una foto con nuestro ya famoso marco.

Pues lo dicho, compañeros expositores, de organización, de seguridad, de limpieza a todos los que hicieron posible esta magnífica experiencia totalmente ‘friends’, muchas gracias, muchas suerte y nos vemos en más ocasiones o por las redes.

¡¡A repetir este espíritu emprendedor y de buen rollo!!!

14956449_1164242153662584_4191678048290345316_n